Descalza. El nudismo más social… (Noxa)

Descalza. El nudismo más tolerado.

Mi cuerpo se podria dividir en tercios: los pies, lo que tapa un bikini socialmente aceptado y el resto. A ver si me explico;

si estoy desnuda y calzada me siento tan tapada como estando en bikini y descalza. O más, por que aún estando vestida, si estoy descalza, me siento ya medio desnuda. Supongo que para mí el contacto directo con la tierra es tan importante como medio de liberación, sensación, intercambio, contacto, como lo es el hecho de ir desnuda. Desnuda y descalza y ya rematamos si es sobre tierra, roca, arena, barro, madera..

También me sirve el asfalto, la acera, si por mi fuera viviría descalza mientras el clima lo permita pero en una ciudad te miran tan raro si te ven descalza como si fueras desnuda, se da cuenta menos gente pero incluso se acercan a advertirte, como si no lo supieras, que vas descalza, que tengas cuidado, que te vas a cortar, pinchar, quemar, manchar… (Una sonrisa les confirma que estoy loca)

Caminar descalza no es igual, todxs hemos probado. Pisas diferente, desde luego. El talón no se come el impacto del paso por que dolería y la espalda lo agradece, el pie es consciente y nota y reparte el peso, adapta el gesto al terreno, se detiene antes de hacerse daño por que siente donde pisa si se le permite acostumbrarse a la libertad.

Tal vez sea ese contacto el que me trae a la mente sensaciones ancestrales y siento la felicidad entrando por mis pies al subirme a la higuera a por la merienda.

Os animo a liberar al menos vuestros pies cuando sintáis ganas de desnudaros.

Y me bajo ya, que hay una avispa que me mira mal y a este paso se me van a volver a oponer los pulgares.

Anuncios

¿Cómo explicar a tus hijos que somos nudistas?

Alguien debería investigar, si no se ha hecho ya, la razón por la que el tiempo antes de iniciar las vacaciones de verano pasa taaaaan lento y sin embargo los días de descanso son como un sueño, del que un día te despiertas en la misma cama de siempre, mirando al techo y preguntándote qué demonios has hecho si te prometiste a ti mismo que buscarías una forma de vida que te llenara más el alma, alejada de esa sequedad ambiental y más cerca de la forma de vida que te gusta.

Igual que pasa el verano, pasa la vida, y te das cuenta que tus hijas se van haciendo mayores, poco a poco, y que cada año adquieren una destreza que te sorprende y te recuerda que ya no son bebés.

Soy de ese tipo de personas que hace nudismo en familia, pero provengo de una dinastía, tanto biológica como política, no partidaria del naturismo (jodida represión cuanto daño has hecho). Podría ser considerado el caso cero de una epidemia llamada nudismo en mi familia y entorno.

Y aquí parte uno de los problemas post vacacionales cuya solución debemos actualizar como si de una aplicación de smartphone se tratara año tras año: ¿Cómo explicar a tus hijas en edad infantil que el nudismo no es malo, si bien es un tema que preferiblemente se debe quedar de puertas para adentro y tiene riesgos que hay que evitar?

Es un tema complicado, y he de confesar que he buscado ayuda sobre el tema donde se busca todo hoy en día (la web), y parece más sencillo explicar cualquier otro tipo de cosa, como la tendencia sexual estadísticamente no predominante, por ejemplo, pero de nudismo nada de nada.

Y así es como yo me he visto esta mañana, dándole una chapa a mi hija mayor (9) con cierto grado de rabia, porque me he sentido como si perteneciéramos a la secta del Noveno despertar de Jesucristo Nuestro Señor por la Gloria de la madre del cordero que es la oveja, cuando el nudismo no debería ser mal visto, ni tabú ni tan siquiera considerado como algo sucio, cosa que prácticamente tod@s l@s que lo hacemos sabemos.

Que el nudismo no es malo es fácilmente defendible, aunque una vez que lo tienes integrado en los genes tienes que hacer un ejercicio reflexivo para recordar el por qué?: es cómodo bañarnos sin ropa, pasear , tomar el sol y la sensación es muchísimo más agradable. Es más higiénico porque sudamos menos. Has podido ver que hay niñ@s como tu que lo hacen y no pasa nada y son buenas personas. Además estás aprendiendo que todos somos diferentes físicamente y que incluso la edad hace que haya cambios en nuestros cuerpos de los que no te tienes que avergonzar. No tiene misterio cómo son los chicos! No hay que jugar en los baños para verlos (hecho verídico del que nos libramos quizás gracias al nudismo).

El por qué debe quedar de puertas para adentro quizás sea el punto que más rabia me de: ya has visto que no es algo dañino ni malo, pero es mejor no ir contándolo por ahí porque pertenece a nuestra intimidad como familia, al igual que tampoco vamos contando otras muchas cosas. Hay gente que no le gusta y le da vergüenza quitarse el bañador (mi rabia se incrementa! Que coño le importará a nadie!!), y a lo mejor nos miran como bichos raros.

Hemos preferido mantenerlo así no por la familia de la que provengo, es más cada vez me da mas igual que lo sepan o no (probablemente las propias niñas nos hayan sacado del armario a patadas en un descuido), y añadiría que no pienso evitar responder a la pregunta si esta se produce. Prefiero evitar que lo cuenten por el resto de niñ@s del colegio y sobre todo sus padres/madres (nuevamente sensación de secta).

  • El hecho de vivir alejados de sitios naturistas hace que la probabilidad de encontrar naturistas sea más baja, simplemente por las menores oportunidades de probarlo, y quizás las opiniones no sean favorables. No estoy dispuesto a que se las señale o se haga media broma al respecto. Mucho deben cambiar las cosas, supongo que llegarán antes a la edad adulta y decidirán a quien contarlo.
  • El tercer punto, el de los riesgos y precauciones: no en todos los sitios nos podemos bañar sin ropa porque existen normas que hay que respetar. Que no nos importe ir desnudos no quiere decir que lo hagamos a la ligera. Cuidado porque puede haber personas que se aprovechen de esta faceta y nos pidan que nos desnudemos delante de ellos o incluso nos pueden hacer fotos, eso no es nudismo, eso está mal y quieren hacerte daño así que si eso ocurre no te dejes y nos lo debes contar. El nudismo lo hacemos en casa, piscina, camping, playa o pantano pero siempre con papá y mamá.

    Sin duda es la parte más importante de la charla de hoy.

    Quizás no sea la mejor forma de explicarle a tu hij@ porque somos nudistas, pero es la mejor que se nos ha ocurrido en seis horas de viaje, adecuándola a nuestras circunstancias (quizás ellas nunca tengan que explicar esto a nuestros nietos), e intentando evitar la contradicción que supone para ellas discernir lo que está mal de lo que está bien.

    Quizás alguien que lea esto (si es que se da el caso porque me quedó un poco largo para la era del tweet) experto en psicología infantil piense que es erróneo y roza el atentado (agradezco ayuda).

    Quizás lo lean unos padres en nuestra misma situación y les sirva como algo orientativo…esa es nuestra pretensión.

    ¿Por qué el naturismo es bueno para l@s niñ@s?

    Captura

    Por una vez, un medio generalista de gran alcance publica un buen artículo sobre naturismo: bien documentado, sin sensacionalismo.

    “El naturismo moderno se autodefine como un movimiento familiar y para las familias. Un centro de vacaciones naturista es uno de los lugares más seguros para los niños”

    “Hay estudios realizados que demuestran que aquellos países menos preocupados por la desnudez tienen menos embarazos de adolescentes y tasas de aborto”

    “La ocultación de los cuerpos no comerciales, de los normales, de los ancianos, de las embarazadas es lo que puede producir problemas en la formación del adolescente, y no lo contrario. La variedad de cuerpos que se puede ver en un centro de vacaciones naturistas contribuye muy positivamente a la no aparición de problemas como la anorexia o la bulimia, consecuencias de la falta de aceptación del propio cuerpo”

    “Los chicos a los que no se les limita la visión de la desnudez tienen significativamente más autoestima con respecto a su cuerpo que los no nudistas. Los que han visto a sus padres desnudos se sienten más cómodos con el contacto físico y con el afecto y muestran mayor aceptación y comodidad con su cuerpo y su sexualidad. “

    “La publicidad y la moda fomentan modelos de belleza ideales que no se corresponden con los cuerpos de la mayoría de chicos y chicas, y el naturismo puede ayudar a mejorar nuestra imagen corporal. Además, un culto excesivo al cuerpo puede distorsionar nuestra capacidad de relacionarnos de una manera sana con los demás y con nosotros mismos”

    “Si la madre o el padre le muestran que puede haber belleza en cuerpos muy diversos y celebran esa diversidad como una riqueza, la niña o el niño aprenderán a hacer lo mismo y lo aplicarán a su persona”

    “Entre los beneficios que se asocian con el ejercicio habitual de la desnudez se encuentra no solo el de una aceptación más natural del cuerpo humano (propio y ajeno), sino también una mejor autoestima, una mayor conciencia ecológica, respeto hacia uno mismo y hacia los demás e incluso una mente más saludable, por lo que no existe motivo alguno para que los pequeños no lo hagan libremente.”

    Os recomendamos mucho su lectura y su difusión.

    https://elpais.com/elpais/2018/07/30/mamas_papas/1532969661_791283.html

    La Muerte de la Playa

    No seré yo quien lleve la contraria a la ilustre página alemana dedicada al mundo de las playas que ha dado el calificativo “wow” a la Playa de los muertos, en Carboneras, Almería.

    Acceso al artículo

    Simplemente me llama la atención algunas cosas como por ejemplo, que siempre que se menciona esta playa “virgen” aparezcan fotos del extremo más hacía el sur, y nadie muestre las vistas al impresionante puerto mercantil y las chimeneas del lado norte. Tampoco lo podemos criticar en exceso, sería el equivalente a poner en tela de juicio las fotos de perfil de WhatsApp de cada uno de nosotr@s, que por supuesto suelen mostrar nuestra mejor cara.

    Tampoco se suele comentar mucho la dificultad del acceso y la incomodidad a la hora de pasear por la orilla, así como la poca protección ante los fuertes vientos de esta parte del levante almeriense que pueden arruinarte el día.

    Han pasado por alto la masificación de esta joya de la costa en los meses de temporada alta veraniega, julio y agosto principalmente, que no ha sido mitigada por la instalación del parking a 4 eurazos de hace unos años.

    Parking que ha servido en mi opinión de instrumento recaudador, ya que el tráfico de esta zona no ha mejorado del todo, y cuando está completo la gente deja el coche donde buenamente puede y se acerca andando. Sería bueno saber si esa recaudación se invierte en conservación.

    No voy a mencionar la muerte del nudismo en este enclave (repito, en los meses clásicos del verano), pero personalmente me toca bastante las gónadas hacer el esfuerzo de llegar hasta allí, cargado hasta los dientes y ver aparecer el puto unicornio hinchable gigante que se ha convertido en el icono del textilismo más hombres, mujeres y viceversa del verano, cuesta abajo empujado por hombres alfa y ponerme a rezar para que no se pongan a mi lado.

    Nudismo en la Playa de los Muertos.

    Lejos de todo esto, la publicación de rankings como el mostrado más arriba ayudan a ahondar en un problema que yo personalmente vengo atisbando desde al menos hace varios años, la muerte de la playa por exceso de fama.

    Sin duda puede que tenga cosas positivas tanta publicidad “gratuita” como ayudar al posicionamiento del precioso pueblo de Carboneras en el mapa, aunque pongo muy en duda la repercusión económica de la explotación playera. Todo el mundo lleva avituallamiento propio, bajan pronto suben tarde por razones climatológicas evidentes y no hacer honor al nombre de la playa…

    Supongo que lo que está por venir será el equivalente a la masificación turística de grandes ciudades como Barcelona pero versión playa, y me temo, que tarde o temprano habrá que restringir el acceso a la gallina de los huevos de oro, sin ir mas lejos ya se baraja el servicio de autobuses lanzadera estilo Campo de los Genoveses.

    Yo pongo mi granito de arena, no voy ni la recomiendo en verano, personalmente no encuentro la libertad que mencionan los alemanes.

    El traje espacial

    Es lamentable o incluso síntoma de alguna enfermedad psiquiátrica pensar en algo tan triste como la muerte en época veraniega, llena de vida, de luz, de alegría…pero es un tema recurrente entre amigos (cada vez más según avanzas en el camino)…¿cómo te gustaría que fuera tu entierro?– preguntaba hace poco en nuestro foro de amig@s- Nudista por su puesto- me contestaron.

    Pensándolo bien, si llegamos a este mundo sin ropa, desnudos, lo lógico sería irnos de la misma forma, con el mismo traje espacial con el que aterrizamos. ¿Qué sentido tiene que te vistan con tus mejores galas, como se visten los maniquíes del corte ingles planta señora, para acabar siendo pasto del fuego o pasto de gusanos?.

    Hasta la fecha hay datos de como son los entierros y velatorios dependiendo de la confesión religiosa, pero nada acerca de cómo serían velados los nudistas si llegáramos a un acuerdo en esto, (deberíamos hacernos religión o partido político ) y si esto sería bien visto por la sociedad.

    Seguramente serían velatorios más alegres y más puros, sin lutos y sintiendo la piel de los más allegados, más naturales. Al fin y al cabo la muerte forma parte de la vida de cualquier ser vivo.

    Lo que si encontramos a día de hoy son noticias al respecto en tono de humor:

    O en tono página de sucesos:

    Obsérvese cómo la ignorancia del autor no discrimina nudismo de striptease.

    Desnudos o no, lo que si creo que estamos de acuerdo es en que nos gustaría que el entierro fuera lo menos contaminante posible y dentro de muchísimos años.

    Os deseamos una vida plena.

    Feliz convivencia

    La tolerancia es uno de los mejores regalos que los seres humanos de diferentes pareceres nos podemos hacer.

    No obstante me llama la atención como nosotros, los llamados naturistas, celebramos la tolerancia cuando en nuestra playa convivimos sin percances (aparentes) con bañistas textiles.

    Ni que decir tiene que ejercen su derecho, que no existen las playas nudistas y las textiles…existen las playas….en serio? Pues claro que no, las ordenanzas municipales pueden coartar lo que les venga en gana y prohibir un simplísimo top less femenino.

    Pero es que resulta que hasta las playas declaradas oficialmente como nudistas pueden ser ocupadas por gente textil!.

    No tengo nada en contra de ellos (lo juro, fui uno en su día y tengo amigos y familia que lo son), en general no tengo nada en contra de los que no me dan …por allí, ya sean nudistas, falsos nudistas o textiles, pero creo exagerado la celebración de la convivencia nudista/textil cuando generalmente esa se produce en un entorno de tradición nudista (vamos, que es como si tienes invitados en casa y tienes que celebrar que no te rompen la tele, los muebles o te prenden fuego a la cocina).

    Propongo que el día que yo vaya a la playa de levante en Benidorm, me despelote (es un ejemplo muy alejado de mi lugar ideal) y los textiles celebren “la convivencia” nudista/textil, invito a todos nuestros seguidores a marisco.

    Alienígenas por Madrid

    La expectación y el interés mediático que transmite la foto que da portada a esta entrada, nos haría pensar que quizás se tratara de una alfombra roja por la que estuvieran desfilando actores y actrices de lo más famoso.

    Tampoco sería imposible que estuviéramos ante la presentación de un nuevo coche o de un nuevo perfume patrocinado por la pareja de moda.

    ¿Será la llegada de un equipo de fútbol de primera división a su hotel de concentración?.

    Pues no! Solamente son personas desnudas!!! Y yo me pregunto ¿por qué se arma tal revuelo? Cada uno de nosotros tenemos uno de esos cuerpos (desnudo o no), pero sinceramente parecería que estuvieran contemplando seres de otro planeta, vaya cara de ilusión tiene alguno!

    Por favor, si te ves reconocido y no quieres aparecer háznoslo saber y eliminaremos la foto.

    Podría dar por bueno que algunas décadas atrás los ciudadanos de este país vivían en un entorno dictatorial dominado en parte por una iglesia católica que acostumbraba a ver pecado en todo (lo que no tuviera que ver con ella), y daríamos por cierto la historia de Encarnación Flores:

    En ese sentido, yo también me asombraría de ver un desnudo, pero creo que me cortaría muy mucho de coger la cámara de fotos (que ahora todos llevamos encima casi siempre) y liarme a disparar, por pura educación. Aunque digo yo, que por qué no se despelota la abuela del anuncio también, puestos a tener experiencias transgresoras, mejor eso que no parecer una cámara de Prosegur…en fin, que me pierdo.

    Hoy en día para saciar la curiosidad inherente a nuestra condición de animales acerca de cómo son el resto de los seres humanos sin ropa, hay alternativas a esperar un año a ver pasar la ciclonudista:

    1. Google (poco recomendable pero muy rápida): miles de fotos en segundos.

    2. Practica nudismo (no al alcance de todos pero muy reconfortable), con el pequeño inconveniente de que se acabará la magia cuando descubras que tras 20 minutos desnudo pierdes el interés.

    Dejaré de hacerme trampas al solitario, en esa foto de portada, los utilizados no son los que posan, sino los que hacen las fotos, porque de sobra somos conscientes de como atraer la atención para poner el foco en un problema concreto (en este caso de seguridad vial), si no que pregunten a Femen.

    Imagen extraída de internet.

    Eso si, rogaría que no cundiera el ejemplo, que todos queremos un verano tranquilo reivindicando únicamente la libertad que nos proporciona estar desnudos, sin paparazzis de medio pelo.

    Nuda Veritas

    klimt_-_nuda_veritas_-_1899

    Cuenta la leyenda, que un día la verdad y la mentira se cruzaron.
    -Buen día. Dijo la mentira.
    -Buenos días. Contestó la verdad.
    -Hermoso día. Dijo la mentira.
    Entonces la verdad se asomó para ver si era cierto. Lo era.
    -Hermoso día. Dijo entonces la verdad.
    -Aún mas hermoso está el lago. Dijo la mentira.
    Entonces la verdad miró hacia el lago y vio que la mentira decía la verdad y asintió.
    Corrió la mentira hacia el agua y dijo…

    -El agua está aun mas hermosa. Nademos.
    La verdad tocó el agua con sus dedos y realmente estaba hermosa y confió en la mentira.
    Ambas se sacaron las ropas y nadaron tranquilas.
    Un rato después salió la mentira, se vistió con las ropas de la verdad y se fue.
    La verdad, incapaz de vestirse con las ropas de la mentira comenzó a caminar sin ropas y todos se horrorizaban al verla.
    Es así como aun hoy en día la gente prefiere aceptar la mentira disfrazada de verdad y no la verdad al desnudo.”


    No hemos sido capaces de encontrar la fuente original de este pequeño cuento. Hay quienes dicen que se trata de una antigua parábola judía.

    La imagen es la obra de Gustav Klimt “Nuda Veritas”, pintada en 1899. La acompañó de la cita de Schiller: No puedes agradar a todos con tu acción y con tu arte. Haz justicia a pocos. Agradar a muchos es malo.

    Nudista con fronteras

    Excusas de mal pagador:

    Nunca he sido una persona especialmente reivindicativa, o al menos de una forma muy visible, al contrario, siempre que he sido protagonista de alguna injusticia o de alguna causa, he ido por lo bajo, quejándome donde me tenía que quejar y sin armar mucho revuelo, quizás demasiado incisivo, de los de aguijón con veneno, y curiosamente casi siempre ha funcionado.

    No uso el transporte en bicicleta, cosa que me da mucha rabia porque amo el deporte y la ecología, el medio ambiente, sin embargo me veo “obligado” a usar el coche diariamente para poder compaginar vidas laboral y familiar. Por no tener no tengo ni bici, aunque si un buen amigo que las vende…

    Pese a mi devoción por el nudismo, nunca me he desnudado en un lugar no destinado a ello, no me sentiría cómodo porque respeto al máximo las normas; de sobra se que no habría problema legalmente en ello, pero no estaría cómodo.

    Con todo y con ello, no me siento confortable no habiendo participado en la ciclonudista 2018; es llamativo que en un país “aperturista”, con una de las mejores calidades de vida, rodeados prácticamente de agua y con una inmensa cantidad de lugares donde hacer nudismo solamente un puñado de nudistas – ciclistas se manifestaran el pasado sábado en Madrid, si bien es cierto que el tiempo no acompañó. Me da envidia sana ver la afluencia de manifestantes en ciudades como Berlin o Londres, donde se aprecian cientos de hombres y mujeres reivindicando respeto a los ciclistas.

    Quizás much@s piensen como yo y por eso no fue lo esperable, o quizás nadie quiso retratarse (o que le retrataran) por no condicionar el lunes siguiente. Espero no tener que arrepentirme algún día de este “conformismo”.

    Gracias a tod@s los que os “mojasteis” por el bien de tod@s, estoy en deuda.

    Gracias Infinito por la lección.

    Mientras tanto me seguiré manifestando por lo bajo.

    Nudismo y “Cuarto Poder”

    photo_2018-05-18_13-31-16

    En apenas un par de décadas (¿tanto ya?) hemos asistido a la revolución más radical de la historia las comunicaciones humanas. No me refiero a que con un click, en milésimas de segundo, y de manera prácticamente gratuita, podamos acceder a información de cualquier parte del mundo (traducida inmediatamente a nuestro idioma, además). Sino a que, por primera vez, cualquiera de nosotros puede convertirse no ya en mero receptor de esa información, también en emisor activo ante una audiencia potencial de miles de millones de personas.

    Los medios de comunicación, la profesión periodística, creo que no están sabiendo asimilar que los púlpitos no son ya sólo suyos, y, por norma general, se resisten como gatos panza arriba, bien promoviendo que se legisle en contra de lo que llaman el “peligro de las fake news” (como si sólo ellos fueran guardianes de la verdad), o intentando conservar su influencia copiando (torpemente) las nuevas reglas a golpe de trending topics, o arañando dinero de publicidad en frustrantes clickbaits (¿quién no ha picado en algún enlace tipo “10 cosas que necesitas saber sobre X, descúbrelas”… y le ha costado un buen rato, efectivamente, descubrirlas entre un festival de banners, ventanas emergentes, pantallas sucesivas?), o en ese extraño fenómeno de inversión de la realidad según el cual lo que pasa en las redes sociales es noticia y no a la inversa (“arden las redes”, “las redes explotan”… al menos podrían currarse nuevas expresiones, ¿no?).

    Es un tema, en mi opinión, apasionante para tomar conciencia de nuestro papel como emisores responsables y receptores críticos de información para casi todas las facetas de nuestra vida. O sea, la hostia de importante en la construcción de lo que somos. Pero aquí hemos venido todos a hablar de nudismo, ¿verdad?

    Pues diría que “en esta nuestra comunidad” se refleja en buena parte lo apuntado en las líneas anteriores: la información más útil, más viva, más fiable, no procede de fuentes periodísticas, sino de los propios nudistas (para muestra, este blog ;-). Supongo que, al igual que con otras ¿aficiones? minoritarias (pongamos, yo qué sé, pintar soldaditos de plomo), internet nos ha abierto infinitas puertas: a conocer lugares y experiencias de primera mano, a comprender que no somos “bichos raros”, a entrar en contacto con personas que de otro modo nunca hubiéramos podido (sin ir más lejos, l@s que realizamos este blog). A la vuelta de la esquina del teclado no faltan webs, blogs, foros, chats, redes sociales, creados y mantenidos por otros/as nudistas. Y eso que los puritanos gigantes como Facebook, Instagram o Youtube nos censuran implacablemente… no como a los pintores de soldaditos de plomo.

    No somos mainstream. A pesar de que la carne humana es un cebo casi siempre infalible para atraer la atención, no vamos a contar con sección fija en ningún periódico, como sí tienen, por ejemplo, los toros. ¿Suerte o desgracia?

    No obstante, de vez en cuando aparecen noticias o reportajes que, generalmente con intención sensacionalista, tocan el nudismo. ¿Intentamos una clasificación?

    Pseudo-nudismo, orientado al erotismo: sin duda es lo más frecuente. Los ejemplos van desde el reality Adán y Eva (del que ya hablamos en este post), a los típicos “pillados” de famosos/as en la playa como trofeos para ganarse el carné de paparazzo. Ahí va todo un Top Ten de realities televisivos de empelotarse:

    2º Sobre conflictos legales: no es del todo infrecuente que salten a los medios noticias sobre ordenanzas municipales restrictivas (Barcelona, San Pedro del Pinatar, Cádiz). No tenemos ni idea de las ordenanzas de estos municipios sobre, pongamos, las tasas a los puestos de venta ambulante, pero el nudismo, una vez más, vende, porque interesa. Aquí podríamos también acordarnos de noticias que asimilan el nudismo y el exhibicionismo (como esta de mi ciudad, que me causa bastante vergüenza).

    3º Sobre actividades organizadas por colectivos naturistas: sólo saltan a los medios aquellas que tienen un componente de “espectáculo” (ciclonudistas, record Guiness, crucero), y a veces usadas como arma arrojadiza hacia el adversario político (recordemos la polémica del Día Sin Bañador en Madrid, en el que Esperanza Aguirre lo calificó de “ocurrencia fantástica” y sugirió a Manuela Carmena que instaurara “el día sin velo para las mujeres musulmanas”… olvidando, o no, que esa iniciativa era ya una tradición instaurada bajo anteriores alcaldías del PP).

    4º Otra categoría podría ser la de reportajes que buscan caricaturizar al nudista como friki. Para mi gusto, lo peor. Se me viene a la cabeza el programa televisivo Ola-Ola, muy divertido; en cada programa no podía faltar alguna playa nudista plagada de pintorescos personajes.

    5º Reportajes más o menos asépticos, objetivos y rigurosos sobre el nudismo/naturismo. Haberlos, haylos. En España, pocos. Destacan, en mi opinión, los franceses, llegando a iniciativas como Naturisme TV.

    Noticias pre-veraniegas. Una especie en pleno apogeo en esta época. ¿Quién no está cansado de encontrar de manera recurrente noticias en medios de gran alcance tituladas tan imaginativamente como “10 paraísos para disfrutar sin bañador”, “Vacaciones al desnudo”, “El nudismo, una tendencia al alza”, etc.? Suelen ser “sofritos” insulsos, copiados de año en año, compuestos de datos recopilados por alguien que, desde luego, no es conocedor el naturismo. No los enlazo, porque seguro que sabéis de qué hablo, y  mejor no regalarles visitas. Mejor aplicar la duda metódica y coger con pinzas cualquiera de las recomendaciones que hacen, ya que suelen ser, como poco, inexactas. No hay más que ver la foto que encabeza el post, que propone para este año la Cala de Enmedio como paraíso nudista: paradisiaca, quizá; nudista… sólo si no te importa ser el/la único/a sin bañador.