Playas y zonas nudistas

El Charco del Palo

De siempre he sido amante de las Islas Canarias y he tenido la suerte de poder visitar prácticamente todas.

Aparte de la belleza natural que poseen, de su fantástica gente y de su cultura, una de las cosas que más me ha llamado la atención ha sido la forma de afrontar el naturismo en sus playas de una manera totalmente normalizada.

En ese sentido, me gustaría centrar mi entrada en Lanzarote, y más concretamente en una urbanización naturista que se encuentra al noroeste de la capital conocida como El Charco del Palo, y que tuvimos la fortuna de conocer hace unos años ya.

Se trata de una urbanización de casas bajas con un encanto desmedido. Muchas de ellas disponen de jardín “volcánico” propio, e incluso piscina en alguno de los edificios.

Lanzarote es una isla que da muchas oportunidades al nudismo con infinidad de playas naturales repartidas por la costa, sin embargo, El Charco del Palo no posee playa como tal, sino que dispone de unas piscinas artificiales que se rellenan con la subida de la marea, y en cuyo anfiteatro puedes extender la toalla para tomar el sol.

El ambiente es inmejorable, el respeto que se respira es enorme, quizás debido a que la mayor parte de sus habitantes provienen de Alemania donde la forma de practicar nudismo dista un poco aún de la marca España. Por lo tanto si algo describe el lugar es la palabra tranquilidad (ensordecedora a veces).

La urbanización dispone de un restaurante y de una tienda de ultramarinos donde poder obtener algunos de los productos necesarios para pasar unos días, sin embargo creo que no está demás alquilar un automóvil que nos será de utilidad no solo para comprar el resto de productos, sino que también para explorar la Isla.

Me quedo con sus paseos desnudos, sus baños de sol encima de la piedra, su tranquilidad, sus amables vecinos, con la magia del lugar y con unas ganas increíbles de volver.

Anuncios

1 reply »

  1. Yo descubrí Charco del Palo el verano pasado. Conocia otras islas canarias donde siempre había podido disfrutar del naturismo pero Charco del Palo es especial. Nada más llegar me quite la ropa y casi casi me olvidé de ella durante toda la semana de vacaciones. La tranquilidad es absoluta en el pueblo y quizás por eso se disfruta aún más el poder pasar el día completamente en pelotas. Los baños bajo el sol son estupendos pero me quedo con los largos paseos por la costa… pocos lugares te dan la oportunidad de caminar durante unas horas solo con unas chanclas y mucha crema solar, eso sí. La gente además es muy amable. Francamentete olvidas de que estás completamente desnudo haciendo cualquier actividad. Este verano volveré.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s